Staff H-E-B Babies

Aunque sea muy pequeño, tu bebé nace con un temperamento propio que define su carácter. Aprende más sobre cómo reaccionar a esto para que construyan una gran relación.

El temperamento es la parte de la personalidad determinada por los genes, o sea, el carácter con el que nacemos gracias a nuestros padres, y de esta forma por generaciones. Por eso, desde los primeros días de nacidos, se encuentran diferencias en cómo reaccionan los pequeños a su entorno y a las personas, sucesos y condiciones que lo integran.

Una persona, desde muy joven, puede reaccionar en tres niveles distintos: alto, medio y bajo, y no porque tu pequeño reaccione de cierta forma, quiere decir que es más o menos inteligente o valioso.

El temperamento consta de sus emociones y sensibilidades, que van formando su personalidad única y lo harán ser quien es.

Aunque puedes hacer poco para cambiar su temperamento, pues es una predisposición que tu bebé ya tiene, sí puedes modificar ciertos comportamientos que se pudieran desprender de él, pues éstos se aprenden.

Lo más importante es que puedas darte el tiempo de observar a tu pequeño e ir descubriendo cuál son sus reacciones, para que puedas ajustar tus acciones siempre respetándolo y apoyándolo según sus necesidades.

temperamento de bebe

Existen nueve categorías de conducta sobre el temperamento que son importantes de conocer para ver dónde estás tú como mamá o papá, y donde ves a tu bebé.

Está el grado de actividad, donde hay personas pacientes y lentas en reacción, y personas inquietas y ágiles, el estado de ánimo donde se ubican los optimistas y los pesimistas, la forma de reaccionar, unos moderados y otros muy intensos. También está la organización, los que llevan un control de la vida diaria y los que viven en caos. Sigue la interacción, donde se encuentran introvertidos y extrovertidos. La actitud hacia el cambio, habiendo quienes rápido lo asimilan mientras otros lo rechazan. El umbral sensorial o qué tan sensible eres con tus sentidos. La persistencia que aborda qué tanto persigue o no la persona sus objetivos. Y la concentración, donde hay quien se distrae con lo que sea y los que se enfocan.

¿Qué puedes hacer para reaccionar ante el temperamento de tu pequeño? Te compartimos estos consejos:

  1. Dale atención y avala sus sentimientos. Si tu pequeño está llorando porque quiere leche o un juguete, dile que sabes cómo se siente y que entiendes su enojo, abrázalo y respira con tranquilidad. De esta forma le enseñas a expresar sus sentimientos y a autocontrolarse a futuro (todo es cuestión de práctica).
  2. Se consciente de ti misma. A veces tu temperamento y el de tu pequeño puede ser distintos por lo que podrían «chocar», ¡que esto no te agarre por sorpresa! Es muy importante que cuando lo sepamos, vayamos cuidando nuestras propias reacciones con nuestros niños para evitar enfrentamientos que no ayudan. Entre más paciente y ecuánime seas con tu bebé, mejor irá la relación.
  3. Conecta con tu bebé. Es beneficioso para su relación y también para que a través del juego tu pequeño libere una mezcla de dopamina, endorfinas y oxitocina que químicamente le produzcan placer y bienestar, y lo hagan estar de buen humor.
  4. Modifica tus reacciones. Cambia los castigos y gritos, que no le ayudan a tu pequeño, por nuevas formas más amables de hacerle entender porqué debe modificar alguna conducta. Si te pega, invítalo a sobarte en lugar de regañarlo fuertemente. La bondad inesperada poco a poco le irá mostrando que existe una manera distinta de reaccionar ante situaciones y emociones.
  5. Respeta la individualidad de tu bebé. Es la mejor forma de crear una sana relación entre ustedes, adaptándote a su temperamento que puede no ser como el tuyo o que es demasiado parecido. El darle la libertad y aceptarlo como es, guiándolo, le ayudará también a fortalecer su autoestima y crear buenas relaciones con los demás.

Cada bebé es único, no hay otro igual a tu pequeño. Por eso tanto, juntos irán aprendiendo a conocerse y comprenderse, y a celebrar esas diferencias que los hacen irrepetibles.

No te pierdas más del contenido de H-E-B Babies, comparte con nosotros todos tus comentarios.