Por: Staff H-E-B Babies

Una forma práctica y deliciosa de darle frutas y verduras a tu pequeño es a través de ricos smoothies. Hoy te compartimos tres sencillas recetas que seguro le fascinarán. ¡Sigue leyendo!

Aunque las frutas y verduras son absolutamente deliciosas, por alguna razón muchos pequeños les sacan la vuelta, haciéndonos difícil la tarea a los papás al momento de querer darles una alimentación balanceada y saludable. Por eso nos encanta poder compartirte una manera en la cuál muchos pequeños consumen estos productos naturales y llenos de cosas buenas de forma voluntaria y entusiasta, tomando deliciosos smoothies.

¿Qué es un smoothie? Básicamente es otro nombre para los licuados: una bebida espesa y suave hecha con frutas y verduras, mezcladas con otros ingredientes como agua, leche, yogurt, cereales y hasta nieve. ¡Se vale ser creativos!

Hoy te compartimos tres exquisitas recetas para que puedas preparar distintos smoothies naturales para tus pequeños, dándoles a ellos una rica y fresca bebida, con la seguridad de que están recibiendo nutrición de verdad.

1.- Smoothie Choco-Mora

Necesitarás una taza de leche, un plátano chico (congelado o fresco), media taza de moras azules (congeladas o frescas), media taza de espinaca (congelada o fresca) y dos cucharadas de polvo de cocoa.

2.- Smoothie Mango-Coco

Necesitarás una taza de leche de coco, un plátano chico (congelado o fresco), media taza de mango (congelado o fresco), media taza de camote rostizado y dos cucharadas de aguacate.

3.- Smoothie Beta-Fresa

Necesitarás una taza de leche, media taza de fresas (congeladas o frescas), media taza de betabel hervido, 2 cucharadas de aguacate y 2 cucharadas de miel de maple.

La preparación es súper sencilla y es la misma para las tres: metes todos los ingredientes en la licuadora, hasta que la mezcla sea muy suave, agregando más líquido si es necesario hasta conseguir la consistencia adecuada. Al servir en un tazón puedes espolvorear con granola o el cereal favorito de tu pequeño. Si tu bebé es pequeño puedes servirle el smoothie en un pouch reusable. Si batalla para tomar smoothies en general, puedes poner la mezcla en moldes para paletas y meter al congelador. ¡No se va a resistir!

¿Conoces otra receta para preparar smoothies con frutas y verduras? Por favor, compártela en la sección de comentarios.